Utilizamos cookies propias y de terceros para obtener información y realizar análisis estadísticos sobre el uso de nuestro sitio web. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Más información en la página sobre las cookies.

Entendido

Logo dominicosdominicos

Blog El atril

Fray Antonio Praena Segura, OP

de Fray Antonio Praena Segura, OP
Sobre el autor

11
Dic
2008

Rupnik

3 comentarios

Aunque creo que ya es conocido, presentamos aquí unas pinturas de Ivan Marco Rupnik, jesuita, autor que me parece muy original. Sus declaraciones me parecen muy acertadas.

 

Para él los edificios que construimos son reflejo de nosotros como Iglesia, ya que el templo de Cristo y la Iglesia somos nosotros. Si los edificios son feos y están desnudos, vacíos, de cemento armado, son un reflejo de cómo somos nosotros. No estoy del todo de acuerdo. Por ejemplo, el gótico desnudo, el más puro gótico cisterciense, está, en su vacío, lleno de trascendencia. Y a veces una iglesia excesiva y mal decorada puede ser un obstáculo a la celebración y a la oración.

 

Rupnik cita la Carta a los artistas, de Juan Pablo II.  Para él Juan Pablo II es el primero en Occidente, desde el Renacimiento, que afirma abiertamente que el arte es el camino del conocimiento, de la verdad. Occidente lleva siglos optando por la reflexión, por los procedimientos científicos para alcanzar la verdad, y considera el arte como algo relativo a los sentimientos. El arte ha sido empujado al mundo de la decoración. Sin embargo, Juan Pablo II indica que una Iglesia sin arte es aburrida.

 

Opina que la Iglesia tiene necesidad de recuperar la belleza, porque la belleza atrae y, si te dejas atraer por ella, la belleza te llevará por los caminos de la sabiduría y te revelará la verdad. Y continúa declarando que no existe el arte, sino los artistas. El artista tiene un nexo orgánico con su obra. Si queremos que el arte tome vigor, no deberíamos celebrar congresos sobre arte, sino buscar a los artistas. Si los encontrásemos, no deberíamos preocuparnos por hacerlos cristianos perfectos. Ésa no es nuestra tarea. Debemos llevarlos al umbral de la salvación y que sean ellos quienes vean cómo pueden redimir sus vidas.

Posterior Anterior


Hay 3 comentarios, comparte el tuyo

En caso de duda, puede consultar las normas sobre comentarios.

Aviso: los comentarios no se publican en el momento. Para evitar abusos, los comentarios sólo son publicados cuando lo autorizan los administradores. Por este motivo, tu comentario puede tardar algún tiempo en aparecer.

cancel reply


1
Gorafa
11 de Diciembre de 2008 a las 21:02

Antonio, ¿y tú que piensas de ello? Dicen que quién calla otarga, y si además lo publicitas... señalaría más conformidad con ello ¿no?. Además, el que conoce la verdad de tus versos, creo que también asentiría a definir el arte como un camino de la verdad. Un saludo y gracias por "La cólera de Dios"

2
marcelino
12 de Diciembre de 2008 a las 10:46

el arte te puede ayudar y mucho en tu vida diaria, si nuestra casa, lugar de trabajo estan con elementos feos, pueden influir en el desasosiego, falta de concentracion, Mientras que el oreden, las cosas sencillas dan paz, y armonia, como bien dices el gotico o el romanico

3
Fernando del Busto
17 de Diciembre de 2008 a las 11:09

Me quedo con su reivindicación de la carta de Juan Pablo II a los artistas. Un documento imprescindible para los creadores cristianos.

Suscripción

Suscribirse por RSS

últimos artículos

Archivo