Logo dominicosdominicos

Blog El atril

Fray Antonio Praena Segura, OP

de Fray Antonio Praena Segura, OP
Sobre el autor

3
Jul
2011

Erótica reflexiva

4 comentarios

 

¡Hay que ver las cosas que uno encuentra por Internet! El otro día descubrí que escribo poesía erótico-reflexiva. Lo encontré en el blog-diario de José Luis García Martín. Este profesor, editor y poeta es uno de los personajes de quien más me fío como crítico. Durante años he leído sus reseñas y críticas en numerosas revistas y suplementos culturales –hasta hace poco tenía una columna en ABC- y en más de una ocasión mi parecer se ha acercado mucho al suyo. Como crítico tiene una fama terrible –que me perdone si me lee-. Entra a fondo y a veces a saco. Dice las cosas fuerte y claro. Evita el juego de las palabras blandas y las adulaciones interesadas que tantas veces empalagosamente embadurnan las reseñas, prólogos y críticas. He aprendido mucho leyéndolo y me he reído bastante con suCuaderno del Dindurra.

 

 

Y dice que soy émulo de la poesía erótico-reflexiva de González Iglesias. Bueno, vale. En Actos de amorla lectura de Juan Antonio está bastante presente. De lo cual me alegro y hasta me enorgullezco. Pero ¿lo de erótico-reflexiva? En todo caso, bastante menos que el Cantar de los Cantares, San Juan de la Cruz o Santa Teresa. De acuerdo.

 

 

De todas formas –va: lo diré directamente- me ha alegrado el día que García Martín mencione que me reconoció. Verás –no sé José Luis si lees este humilde blog- volví en serio a la poesía en Salamanca. Unos buenos amigos de allí me regalaron por entonces tu antología La generación del 99 y ese libro –su prólogo, sus poéticas, sus poemas- me pusieron al día. Es un libro al que he vuelto muchas veces por puro placer. Me abrió a poetas que captaron mi atención (Aurora Luque, Amalia Bautista, Vicente Gallego, José Mateos, Javier Almuzara…). Se convirtió en una antología mítica para mí. Y tu instinto acertó: muchos de aquellos jóvenes son hoy poetas indispensables. Así es que -y lo digo en serio- gracias por citarme.

Posterior Anterior


Hay 4 comentarios, comparte el tuyo

En caso de duda, puede consultar las normas sobre comentarios.

Aviso: los comentarios no se publican en el momento. Para evitar abusos, los comentarios sólo son publicados cuando lo autorizan los administradores. Por este motivo, tu comentario puede tardar algún tiempo en aparecer.

Cancelar repuesta


1
Luis
4 de Julio de 2011 a las 12:19

Querido Antonio: No creo que debas sorprenderte tanto de la sorpresa ajena. A ver, en términos cristianos, ¿no habíamos quedado ya en que se oponen dialécticamente lo sensitivo y lo espiritual, lo erótico y lo reflexivo?... No es de extrañar que la gente diga: ¿cosas son éstas?

Anímate, es verdad que hay un riesgo de encasillamiento oculto en ciertas adjetivaciones, y que éstas son siempre reduccionistas, pero hay que ser positivos: celebremos gozosamente ese guión interpretado como conjunción. En el país nuestro –como en esta nuestra tradición- de la máxima disyunción es reconfortante encontrar que una sencillita “y” puede superar barreras que arrastramos desde hace siglos.

Eso sí, hablando de encasillamientos, me parece que te has quedado de prior “pa los restos”.

Mi enhorabuena (por el reconocimiento a tu obra, no por el priorato, quiero decir).

2
Arsenio Bernal
4 de Julio de 2011 a las 20:35

Uy, peligro...

3
Antonio
4 de Julio de 2011 a las 21:02

No me asuste usted, Arsenio, ¿qué peligro?

4
Anónimo
7 de Julio de 2011 a las 09:09

Praena, que con lo del priorato, la poetica y la frailería, le envuelve a usted un halo como de morbillo encubierto... de cómo se lo maravilla...será lo de la erótica del poder.... si que tiene usted mucho peligro, el que envuelve a aquello que escapa a etiquetajes al uso. Se ve que ya...

Suscripción

Suscribirse por RSS

últimos artículos

Archivo